Copyright © 2006
Noticias Gremiales S.R.L
Todos los derechos reservados

 

Noticias de actualidad
Para enviar noticias a esta sección ngremiales@gmail.com
 

Se pronunció en defensa de la seguridad y la soberanía energética junto a los Sindicatos de Luz y Fuerza Regional y de la Zona del Paraná
FATLyF llamó a rechazar la privatización de las centrales nucleares

Buenos Aires - La Federación Argentina de Trabajadores de Luz y Fuerza (FATLyF), se pronunció por la seguridad y la soberanía energética y rechazó la privatización de las centrales nucleares que propone el gobierno nacional que encabeza Javier Miei.

En un comunicado - firmado por el Secretario General de FATLyF, Guillermo Moser, junto con los titulares de los Sindicatos Regional de Luz y Fuerza, Máximo Brizuela, y de Luz y Fuerza de la Zona del Paraná, Sergio Vergara; con ámbito de representación en la empresa Nucleoeléctrica Argentina S.A., - expresan su “profunda preocupación y rechazo ante los intentos de privatización de las centrales nucleares en Argentina”.

El texto completo añade: “La ley ómnibus presentada por Javier Milei al Congreso tiene como objetivo avanzar con la privatización de empresas públicas, dentro del listado que se incluye como anexo en la ley, se menciona a NASA.

“Estamos convencidos que las centrales nucleares son un pilar fundamental en la generación de energía de nuestro país. No solo proveen electricidad a millones de hogares y empresas, sino que también contribuyen a la soberanía energética y al desarrollo tecnológico. La seguridad, la eficiencia y la continuidad del suministro dependen de su correcto funcionamiento y gestión.

“Nuestro país es pionero y referente en el desarrollo nuclear con fines pacíficos en la región. El prestigio obtenido ha sido producto del compromiso de sus trabajadores y del correcto manejo de un Estado Nacional que cree en el desarrollo energético como puntapié del crecimiento.

“De la misma forma que en la década del 90, se vuelve a utilizar viejas recetas y a percibir nuevos intentos que buscan transferir la operación de estas centrales a manos privadas. Esto representa un riesgo inaceptable para nuestra nación.

“Queremos exponer algunas razones por las cuales nos oponemos firmemente a esta medida:

1. Seguridad Nacional: Las centrales nucleares no son meras infraestructuras; son activos estratégicos para la seguridad nacional. Su operación debe estar en manos del Estado, que garantiza los más altos estándares de seguridad y protección radiológica.

2. Experiencia y Conocimiento: Los trabajadores nucleares han dedicado años de formación y experiencia para operar estas instalaciones de manera segura y eficiente. La privatización pondría en riesgo este valioso capital humano.

3. Inversiones y Mantenimiento: La inversión en infraestructura y mantenimiento es esencial para el funcionamiento óptimo de las centrales nucleares. La privatización podría comprometer la inversión necesaria y afectar la confiabilidad de nuestro sistema eléctrico.

4. Transparencia y Rendición de Cuentas: El Estado tiene la responsabilidad de garantizar la transparencia en la gestión de estos recursos. La privatización podría dificultar la supervisión y el control ciudadano sobre estas operaciones críticas.

5. Exportación de Tecnología: Nuestras centrales nucleares han desarrollado tecnología de vanguardia. Privatizarlas podría permitir que esta tecnología caiga en manos extranjeras, perdiendo así una ventaja estratégica para nuestro país.

“En resumen, la privatización de las centrales nucleares sería un grave error que pondría en riesgo nuestra seguridad, nuestra economía y nuestro futuro. Como trabajadores, nos oponemos firmemente a cualquier intento de despojar al Estado de su rol fundamental en la gestión de estas instalaciones.

“También es inaceptable que nuestro país regale décadas de desarrollo y conocimiento. Todo el trabajo y esfuerzo, contribuyó a ganarnos el respeto a nivel internacional con múltiples acciones, entre ellas la construcción del reactor CAREM, el primero 100% nacional, que nos direcciona a convertirnos en líderes mundiales en el segmento de reactores modulares de baja y media potencia.

“Hacemos un llamado a la sociedad, a las organizaciones sindicales y a todos los ciudadanos conscientes para que se unan a nuestra lucha en defensa de nuestras centrales nucleares y de un futuro energético soberano para Argentina.

“¡No a la privatización! ¡Sí a la seguridad y la soberanía energética!”, concluye la FATLyF.


CONTACTENOS | QUIENES SOMOS | VERSION IMPRESA
Copyright © 2006 Noticias Gremiales S.R.L | Todos los derechos reservados